Sobre la granja

Cómo hacer vino de uva blanco en casa.

El vino de uvas verdes tiene un sabor agradable, aroma ligero. Pueden ser variedades secas, semisecas o postres. Además de la delicadeza y la ligereza de esta bebida intoxicante, tiene muchas propiedades útiles. Cómo hacer un vino blanco en casa, explicaremos más en detalle las instrucciones paso a paso.

Cual uva es adecuada para hacer vino blanco.

Casi todas las uvas blancas conocidas son adecuadas para hacer vino ligero. Un rasgo distintivo son solo el sabor, el color y el aroma. Las bayas en el momento de la recolección deben estar bien maduras. Incluso se permite su fácil maduración. Durante este período tendrán una concentración máxima de azúcares y un mínimo de ácidos. La bebida será suave, pero al mismo tiempo saturada.

La cosecha debe ser solo en tiempo soleado por la tarde. De lo contrario, la concentración de hongos de levadura en las bayas no será necesaria y el producto no funcionará.

De las uvas cosechadas, retire las bayas de mala calidad, lo que puede arruinar significativamente el sabor futuro del vino terminado. Pueden causar amarguras no deseadas.

Las uvas blancas tienen la capacidad de pudrirse rápidamente, por lo que necesita preparar una bebida con material recién recogido. Capacidades donde tendrá lugar la fermentación, es necesario procesar agua hirviendo. Este procedimiento ayuda a deshacerse de los microbios de terceros que pueden afectar el proceso de elaboración del vino.

No el último papel es jugado por la variedad de uvas para producir la bebida intoxicante. La fruta no solo debe ser jugosa, sino que también debe tener un alto contenido de azúcares y una acidez mínima. Mejor que otros cumplan estos requisitos:

  • Bianca;
  • Aligote;
  • Sauvignon;
  • Riesling;
  • Viorica;
  • Feteasca y otros.

Al utilizar estas variedades es posible aplicar la tecnología clásica de vinificación y al mismo tiempo obtener una bebida con excelente sabor.

Uvas Aligote adecuadas para la elaboración de vino blanco.

Cómo hacer un vino brillante en casa.

La fabricación de la bebida de uva comienza con la colección. Se recomienda cosechar uvas blancas destinadas a hacer vino en condiciones excesivas. La única excepción son las regiones del sur, donde es mejor recoger las bayas inmaduras. En este caso, la bebida terminada será fuerte, aromática y con un sabor suave agradable.

La recogida se realiza necesariamente en tiempo claro y soleado. Si llueve durante mucho tiempo, es necesario que desaparezca unos días después de que hayan terminado para que se vuelva a formar suficiente levadura en las bayas.

La cosecha de la uva se debe realizar en tiempo soleado.

Jugo para hacer vino.

Se puede hacer de esta manera:

  • Clasificar la fruta y desechar echada a perder.
  • bayas sin lavar, con un rodillo u otro objeto adecuado;
  • No quite los huesos.

Como resultado de estas acciones, obtenemos el llamado mosto. En el proceso de fermentación, opcionalmente puede agregar azúcar.

La proporción de azúcar agregada durante la fermentación no debe exceder el 27% del volumen total del mosto obtenido.
Obtención de jugo de uvas

Fermentación

El jugo resultante se mantiene durante 12 horas y se deja sedimentar las partículas más pequeñas. Luego, vierta el líquido limpio con una manguera en un recipiente limpio. Para prevenir el desarrollo de enfermedades y mejorar la calidad del vino, se recomienda agregar al gramo hasta 1 gramo de dióxido de azufre por cada 10 litros de jugo listo. La sulfatación no es un procedimiento obligatorio, porque en el hogar, los volúmenes de producción suelen ser insignificantes.

Fermentación de uvas.

Fermentos de vino blanco a temperatura ambiente constante. Al igual que en la producción de la bebida de las variedades azules, es necesario poner un sello de agua en el tanque y con su ayuda monitorear el proceso de fermentación. Es importante que no se produzcan agrios. Si hay un cese de procesos, entonces necesita agregar pasas o levadura.

La levadura es capaz de procesar el azúcar durante un par de meses, lo que resulta en un vino seco. Para obtener variedades semi-dulces, uno debe interrumpir la fermentación a la fuerza cambiando la temperatura o realizando una sulfatación.

Escurrir el jugo en condiciones de producción.

La exposición

La bebida joven resultante debe sacarse en una habitación fresca y conservarse durante un par de semanas. Durante este tiempo, se asentarán los restos de levadura. Luego, vierta nuevamente la bebida en un recipiente limpio y deshágase del sedimento sedimentado. Almacene el producto en un lugar fresco y oscuro. Como resultado, los sedimentos se acumularán gradualmente, y el vino en sí se aclara. De vez en cuando es necesario fusionar y separar de lo grueso. Llevar a cabo un procedimiento de este tipo durante todo el año.

El vino blanco seco se consume en los primeros meses después de la maduración. Pero las variedades fuertes se pueden mantener por mucho tiempo (por 12 a 15 años). En este caso, las botellas deben estar en posición horizontal.
El extracto de vino debe estar en una habitación oscura y fresca.

La forma secreta de hacer una copa de vino.

Hay otra forma original de hacer vino a partir de uvas blancas. Su característica distintiva es que las bayas están pre-congeladas. Esto contribuye al cambio de algunas calidades de las materias primas, que en el futuro afectan favorablemente el sabor de la bebida.

Después de la congelación, las uvas se deben poner en un tazón, dejar que se descongelan y luego exprimir el jugo. La tecnología de cocción adicional será estándar. Solo aquí en la etapa final necesitarás agregar azúcar. Esto se hace cuando el producto ya ha recuperado y está listo para el próximo derrame.

Mantener el vino blanco obtenido debe estar en una habitación húmeda bien ventilada con temperaturas bajas constantes. En tales condiciones, el corcho en los platos no se secará. Además, no serán susceptibles a la oxidación debido al contacto con el alcohol.

Elaborar vino con uvas blancas en casa: una tarea muy complicada, que requiere mucho tiempo y paciencia. Sin embargo, el resultado en sí está totalmente justificado. El producto no solo es increíblemente sabroso, fragante y transparente, sino también natural.

El último factor en nuestro tiempo es muy significativo. Después de todo, los productos que se venden en los estantes de las tiendas no siempre son utilizables. A menudo puede causar un daño significativo a la salud. Pero el vino natural casero, por el contrario, es muy útil para el cuerpo humano. Además, incluso es recomendado por los médicos para la dieta. Y, como puedes ver, cocinar es bastante simple. ¡Y qué tipo de variedad eliges para esto es el décimo caso!